Vivir su vida

Vivre sa vie, Jean-Luc Godard (1962)

—————–

[Godard habla de la Nouvelle Vague]

la suerte que ustedes tuvieron
fue la de llegar
lo suficientemente temprano
para heredar una historia
que ya era rica
y complicada
y agitada

la suerte de haber tenido bastante tiempo
para ver bastantes filmes
y formarse un criterio personal
de lo que era importante
o menos importante
en esa historia
y tener una guía
se sabe que Griffith
viene antes de Rossellini
Renoir, antes de Visconti
y el momento preciso
de vuestra aparición
en una historia
ya narrable
aún narrable
que había sido contada
se puede decir
pero nunca narrada
pero había aún
bastante saber
y bastante pasión
para poder decir
y saber que se llega
antes de algo
y después de algo

—————

el cine
mi idea
la que puedo expresar
ahora
era la única manera
de hacer
de narrar
de darme cuenta
que yo
tengo una historia
como persona

pero que si no hubiera
cine
yo no sabría que tengo
una historia
era la única manera
yo, le debía eso
ese lado siempre culpable
o maldito

————

a media voz
con una voz suave
y débil
diciendo grandes cosas

importantes
asombrosas
profundas
y justas cosas

con una voz
suave y débil
la amenaza del trueno
la presencia de absolutos
con el canto de un petirrojo
en el fino detalle
de una flauta
y la delicadeza del sonido puro
todo el sol sugerido
en el esbozo
de una sonrisa
oh media voz
y una suerte de murmullo
en un francés infinitamente puro

quien no hubiese captado las palabras
quien lo hubiese oído a cierta distancia
habría creído que decía naderías
y eran banalidades
para el oído
reconfortado
pero ese contraste y esa música
esa voz
que apenas riza el aire
esa potencia susurrada
esas perspectivas, esos descubrimientos
esos abismos
y esas maniobras adivinadas
esa sonrisa prescindiendo del universo

evoco también para terminar
el susurro sedoso
solo y discreto
de un fuego que se consume
dibujando todo el cuarto
y que se habla
o que me habla
casi para sí

el espíritu sólo es verdadero
cuando manifiesta su presencia
y en la palabra manifestar
se insinúa “mano”

el amor es la cumbre
del espíritu
y el amor por el prójimo
es un acto

es decir una mano tendida

y no
un sentimiento velado
un ideal

(…)

cuando la palabra
se destruye
cuando ya no es
el don
que uno hace al otro
y que compromete algo
de su ser
es la humana amistad
la que se destruye

tal es la inquietud de los pueblos
no es material
ante todo
es ante todo esa inquietud
del corazón y del espíritu
que nace de la muerte de las amistades
no creo
en las voces misteriosas
pero creo en el llamado de los hechos
consideremos los tiempos
los lugares en los que vivimos
la situación precisa
que nos es dada
y el llamado de ellos
y después
juzguemos

Historia(s) del cine, Jean-Luc Godard

(tr. Tola Pizarro y Adrián Cangi)

Anuncios

Nuevos apuntes (14)

La perfección por el miedo – lo perfecto – lo adecuado.
¿Cuál es la exigencia?
La dispersión – el cielo – la calle.
¿Cuál es la exigencia?
La vida – la imagen – la vida.
¿Cuál es la exigencia?
No mentir y no mostrar ingenuidad.
¿Cuál es la exigencia?
¿Cuál es?
¿Cuál es?

Le mal du siècle

Like a Record, TM Davy (2008)

—————-

Están poniendo en el CGAC una exposición titulada El dandismo hoy, que resumo con esta pintura de TM Davy, la obra que más me gustó, junto con los dibujos de Hernan Bas y algunos textos de Wilde, Balzac y Baudelaire que iluminan el concepto de dandismo. Un concepto extraordinario para explicar la vida y el arte convertidos en cierta clase de amor propio y malestar, para hablar de una parte incómoda de mí y también de lo que he visto.

Obras de Hernan Bas (2004)

SYLVIA PLATH >> Carta de noviembre



Leónidas en las Termópilas
, Jacques-Louis David (1814)

—————-

Amor, el mundo
De repente cambia, cambia de color. La luz de una farola
Separa las vainas del laburno,
Esas colas de rata, a las nueve de la mañana.
Es el Ártico,

Este pequeño círculo
Negro,
Con su suave hierba ambarina – cabello de niño.
Hay algo de verde en el aire,
Dulce, placentero.
Me envuelve tiernamente.

Siento rubor y calor,
Creo que podría llegar a ser algo grande,
Estúpidamente feliz,
Con mis botas de agua
Chapoteando y chapoteando
Entre la belleza roja.

Esta es mi propiedad.
Dos veces al día
La recorro, oliendo
El acebo silvestre con sus festones
Color viridian, hierro puro,

Y el muro de los viejos cadáveres.
Los amo.
Los amo como a la historia.
Las manzanas son doradas,
Imagínalo–

Mis setenta árboles
Sosteniendo sus bolas de escarlata dorada
En un espeso caldo gris de muerte,
Sus millones de hojas doradas
De metal y sin aliento.

Oh amor, oh célibe.
Nadie, sólo yo
avanzo empapada hasta la cintura.
Irremplazables
Oros sangran y ahondan, bocas de las Termópilas.

(tr. tera)

——————-

Love, the world / Suddenly turns, turns color. The streetlight / Splits through the rat’s-tail / Pods of the laburnum at nine in the morning. / It is the Artic, // This little black / Circle, with its tawn silk grasses – babies’ hair. / There is a green in the air, / Soft, delectable. / It cushions me lovingly. // I am flushed and warm. / I think I may be enormous, / I am so stupidly happy, / My Wellingtons / Schelching and schelquing through the beautiful red. // This is my property. / Two times a day / I pace it, sniffing / The barbarous holly with its viridian / Scallops, pure iron, // And the wall of old corpses. / I love them. / I love them like history. / The apples are golden, / Imagine it- // My seventy trees / Holding their gold-ruddy balls / In a thick grey death-soup, / Their million / Gold leaves metal and breathless. // O love, O celibate. / Nobody but me / Walks the waist-high wet. / The irreplaceable / Golds bleed and deepen, the mouths of Thermopylae

ANTONIN ARTAUD >> ¿Quién soy yo?

La pasión de Juana de Arco, Carl Theodor Dreyer (1928)

——————

¿Quién soy yo?
¿De dónde vengo?
Yo soy Antonin Artaud
Y cuando lo diga
Como sé decirlo
Inmediatamente
Veréis mi cuerpo actual
Volar en mil pedazos
Y recomponerse
De diez mil formas
Notorias
Un cuerpo nuevo
Donde ya no podréis
Jamás
Olvidarme.

(tr. tera)

——————

Qui suis-je ? / D’où je viens ? /Je suis Antonin Artaud / et que je le dise / comme je sais le dire / immédiatement / vous verrez mon corps actuel / voler en éclats / et se ramasser / sous dix mille aspects / notoires / un corps neuf / où vous ne pourrez / plus jamais / m’oublier.